José Ramón Medina, a la muerte de Miguel Otero Silva, escribió en una hermosa nota de prensa “no me ha sido necesaria su desaparición para elevar el tono de la voz o subrayar la palabra o el ademán en énfasis patético”. Lo que tenía que decir, lo había dicho en vida. Fausto Masó ha escrito que para ...